El boom de la energía no convencional parece no detenerse. Chile es un país donde las ERNC tienen una gran importancia, pues cada día son más las empresas que se unen a esta innovadora forma de generación de energía limpia. Sin embargo, hay amenazas a tener en cuenta, como los sobre voltajes transitorios provocados con las nuevas tecnologías como la fotovoltaica y las corrientes armónicas que sumados alteran la “compatibilidad electromagnética del entorno eléctrico” provocando daños en equipos sensibles.

Debido a que las energías renovables siguen ganando terreno y la mayoría de las empresas no cuentan con las protecciones necesarias para resguardar sus equipos de estas nuevas amenazas, BURON ha sabido anticiparse a estas carencias ofreciendo al mercado los estabilizadores de voltaje de Núcleo Saturado con supresor de transientes que cumplen con la clase 2 según IEC 61643-11 y filtros de armónicos.

Hoy en día los mayores problemas de calidad de energía se presentan en aquellas industrias que utilizan energías renovables, así como tecnología Led con fuentes altamente contaminantes. Las transientes son la principal causa  del daño a la mayoría de los equipos electrónicos, así que para ello hemos desarrollado los supresores de transientes, una solución económica y simple de instalar”, explicó Tomás Burón, Gerente General de BURON.

Los supresores de transientes son capaces de proteger los sistemas de consumo de bajo voltaje contra sobretensiones de todo tipo; además en BURON pueden ser adquiridos en versiones de un polo a cuatro polos en formato para riel DIN, para ser instalados en el tablero de distribución.  

Los armónicos son muy difíciles de predecir, “Hablamos de suprimir y no de eliminarlos, porque si bien existen dispositivos como los filtros activos de armónicos, capaces de eliminarlos, estos productos resultan muy costosos. Los estabilizadores de voltaje de Núcleo Saturado BURON los atenúa hasta en un 75%, dependiendo del tipo de carga y contaminación eléctrica. Además, este equipo es sumamente accesible, con diseño sofisticado y calidad inigualable, por lo que aseguramos una óptima continuidad energética por una módica inversión”, manifestó el Gerente.

“Estamos conscientes de la realidad eléctrica chilena y nuestra campaña, en pro de la continuidad operacional (minimizando riesgos de fallas) es para todos aquellos usuarios de las ERNC. Por ello en BURON tenemos un equipo de expertos que lo pueden asesorar”, culminó Burón.

Finalmente, el ejecutivo explicó que el supresor BURON destaca, gracias a que este sí está diseñado para la realidad energética chilena, donde la energía no convencional con sus nuevas amenazas, toma cada vez más su cuota de protagonismo.

De esta forma BURON se va posicionando como un referente al entregar soluciones confiables de continuidad operacional y seguridad en procesos críticos, con 3 años de garantía del fabricante para todo el mercado nacional.
 
Más información en www.buron.cl